Menú
fondo de ojo

El examen de fondo de ojo permite al oftalmólogo observar, de forma detallada, el segmento posterior del ojo.

Esta prueba permite detectar una serie de patologías, estudiar su evolución e indicar el tratamiento correcto. Es una de las técnicas utilizadas para diagnosticar, por ejemplo, casos de glaucoma

La retina, la mácula y el nervio óptico son algunas de las estructuras del segmento posterior ocular que se pueden examinar con un examen de fondo de ojo.

En Área Oftalmológica Avanzada explicamos a continuación qué es una prueba de fondo de ojo y qué patologías detecta. 

¿Qué es una prueba de fondo de ojo?

Una prueba de fondo de ojo se realiza para estudiar con detalle las estructuras que conforman el segmento posterior del ojo: la mácula, los vasos sanguíneos, la retina, el nervio óptico y el humor vítreo

Para realizar esta prueba es necesario dilatar la pupila a través de la administración de unas gotas oculares especiales para esta finalidad.

Con la pupila dilatada, el oftalmólogo puede ver con facilidad el interior del globo ocular a través de un instrumento llamado oftalmoscopio.

El oftalmoscopio es un instrumento conformado por espejos y cristales que alumbran la retina sin que la luz se refleje en la misma. Existe el oftalmoscopio indirecto, que permite examinar cada ojo por separado, y el oftalmoscopio directo que permite examinar ambos ojos al mismo tiempo.

¿Cómo se hace el examen de fondo de ojo?

La prueba de fondo de ojo se realiza tanto en niños como adultos, y es un procedimiento rápido y sencillo. Antes de comenzar la exploración, el médico aplicará en el ojo las gotas para dilatar la pupila y esperará unos minutos mientras hacen efecto. 

Al momento de realizar el examen, se apagarán las luces del consultorio para que el médico pueda ver correctamente las distintas partes del ojo. La mayoría de los oftalmólogos utilizan un oftalmoscopio indirecto, por lo que se estudiará un ojo primero y el otro después.

Durante el examen la persona permanece sentada y el especialista le pide que fije la mirada en un punto determinado sin parpadear. 

Una vez el oftalmólogo realice la prueba del fondo de ojo, el paciente puede retomar su vida normal, aunque tendrá la visión distorsionada durante el tiempo que la pupila permanezca dilatada

¿Qué patologías detecta la prueba de fondo de ojo?

La prueba de fondo de ojo se realiza para diagnosticar cualquier afección que ataque las estructuras del segmento posterior del ojo, tales como:

Glaucoma 

Es una enfermedad que causa un daño progresivo en el nervio óptico debido a un constante incremento de la presión intraocular. El glaucoma no tiene cura definitiva, aunque mediante la cirugía de glaucoma podemos paliar en gran medida sus consecuencias. Esta patología es una de las principales causas de pérdida de visión en el mundo. 

Retinopatía diabética 

Esta condición causa el daño de los vasos sanguíneos de la retina y genera pérdida de la visión de forma progresiva. Las personas que padecen diabetes con los niveles de glucemia elevados de forma constante son más propensas a desarrollar retinopatía diabética

Degeneración macular 

Es una afección que ocurre con el paso de los años debido al daño de los vasos sanguíneos que irrigan a la mácula. La DMAE es una de las principales causas de ceguera en la tercera edad. 

Neuritis óptica 

La neuritis óptica es la inflamación del nervio óptico comúnmente causada por afecciones del sistema inmune como la esclerosis múltiple o por el contacto con sustancias tóxicas.

Un examen detallado de las estructuras oculares es esencial para asegurar el correcto funcionamiento del ojo. En Área Oftalmológica Avanzada encontrarás los especialistas más capacitados para realizar un examen de fondo de ojo. ¡Ponte en contacto con nosotros!

Resumen
Fondo del ojo
Nombre del artículo
Fondo del ojo
Descripción
La prueba del fondo de ojo permite examinar la parte posterior del ojo para detectar distintas patologías.
Autor
Nombre del editor
Área Oftalmológica Avanzada
Logotipo del editor
«Volver al índice de glosario
Call Now Button