Menú
lampara de hendidura

Cada especialidad médica tiene sus propios instrumentos de diagnóstico, pero la oftalmología es, sin duda, la que mayor variedad posee: retinógrafo, topógrafo, campímetro, queratómetro, etc.

La lámpara de hendidura forma parte del grupo de herramientas que necesita un oftalmólogo para diagnosticar distintas afecciones, como las cataratas.

Una prueba con esta herramienta permite al médico examinar de forma profunda las estructuras anteriores y posteriores del ojo.

En Área Oftalmológica Avanzada te explicamos qué es una lámpara de hendidura y cómo se puede explorar el ojo con este instrumento de diagnóstico.

¿Qué es la lámpara de Hendidura?

La lámpara de hendidura es un microscopio binocular que contiene una luz de alta intensidad que se proyecta dentro del ojo como si fuera una línea muy delgada.

La luz que irradia es tan potente que permite al oftalmólogo observar en tres dimensiones, y con una ampliación de entre 6 y hasta 40 aumentos, las estructuras anteriores del ojo: córnea, iris, conjuntiva, esclerótica, cristalino y cámara anterior.

A la lámpara de hendidura se le pueden adaptar lentes especiales para observar zonas más profundas del ojo como el humor vítreo, la retina, el disco óptico y la papila óptica.

Una prueba con lámpara de hendidura permite al oftalmólogo diagnosticar afecciones como el glaucoma, las cataratas y la degeneración macular.

Sin embargo, el examen también permite hallar otras condiciones no asociadas al globo ocular como algunos tipos de cáncer.

¿Cómo se hace una exploración con lámpara de hendidura?

La exploración ocular con lámpara de hendidura es un procedimiento sencillo, indoloro y no invasivo que se lleva a cabo en el consultorio médico del oftalmólogo.

La exploración es rápida y no es necesario utilizar ningún tipo de anestesia.

Para realizar dicha exploración, el paciente debe sentarse justo en frente de la lámpara de hendidura, con la cabeza recta y la barbilla apoyada en la mentonera del equipo.

Cuando la exploración comience, el paciente debe observar fijamente y sin parpadear la luz que proyecta el microscopio binocular.

Es importante que el paciente no se mueva y evite parpadear en la medida de lo posible para que el oftalmólogo pueda obtener imágenes detalladas y muy exactas del estado de salud de las distintas estructuras oculares, pero sobre todo de la retina.

Si el médico necesita examinar con profundidad la córnea y la capa lagrimal, es posible que aplique en el ojo unas gotas de tinte fluorescente amarillo o que toque la esclerótica con un algodón humedecido con colorante.

En cualquiera de las dos formas, el tinte desaparece por sí solo a medida que el paciente va parpadeando.  

Si el especialista desea observar las partes posteriores del globo ocular con una lámpara de hendidura tendrá que dilatar la pupila.

En estos casos, se recomienda al paciente asistir acompañado al examen, no conducir y usar gafas de sol después de la prueba. Cuando la pupila se dilata, es normal permanecer al menos tres horas con visión borrosa.

¿Quieres seguir indagando sobre la lámpara de hendidura? Contáctanos en Área Oftalmológica Avanzada y resolveremos todas tus dudas.

Contenido de autoría. Propiedad de Área Oftalmológica Avanzada
Resumen
Lámpara de Hendidura
Nombre del artículo
Lámpara de Hendidura
Descripción
La lámpara de hendidura es uno de los instrumentos más utilizados en la oftalmología, ¿pero sabes cómo se utiliza y con qué finalidad?
Autor
Nombre del editor
Área Oftalmológica Avanzada
Logotipo del editor
«Volver al índice de glosario
Call Now Button