Última actualización en

Las pupilas son la esfera negra que se encuentra en la parte central de la zona de color del ojo, el iris y su función es dilatarse o contraerse para controlar la cantidad de luz que entra al ojo.

En ocasiones, las pupilas pueden presentar problemas que les impida contraerse o dilatarse, cuando se mantienen contraídas de forma anormal, a esta condición se denomina miosis o pupilas puntiformes.

Las pupilas puntiformes, miosis o pupilas contraídas es una condición poco común en la que las pupilas permanecen contraídas a pesar de la variación de la luz.

En Área Oftalmológica Avanzada explicamos a continuación qué es la miosis pupilar y por qué resulta tan importante atender a tiempo esta afección. 

miosis

¿Qué es la miosis?

La miosis es una condición que se origina cuando las pupilas permanecen contraídas, sin responder a la cantidad de luz que llega al ojo.

Esto ocurre debido a la contracción excesiva del músculo circular o esfínter pupilar, responsable de disminuir el tamaño de la pupila o al déficit de actividad del músculo dilatador de la pupila.

La miosis es, por ende, lo contrario a la midriasis o pupilas dilatadas. También se le conoce como pupila puntiforme o miosis patológica.

La miosis puede ser síntoma de una intoxicación por consumo de drogas que puede poner en riesgo la vida de una persona. También aparece en otras enfermedades no oculares como en la Enfermedad de Horner por un tumor en el vértice del pulmón.

Las pupilas se dilatan de forma fisiológica en ambientes oscuros o de poca luz, cuando esto no ocurre se debe acudir inmediatamente a un especialista.

Causas de las pupilas puntiformes

Las causas de la miosis más comunes son: 

Consumo de drogas

Sustancias estupefacientes como la heroína, la metadona y la cocaína pueden alterar el sistema nervioso central y causar una miosis bilateral. La intoxicación con heroína contrae de tal forma las pupilas que se denomina pupilas en punta de alfiler por su similitud.

Síndrome de Horner

Se trata de una condición cerebral que afecta a un lado del rostro y causa contracción de la pupila, caída del párpado (ptosis) y disminución de la sudoración por causa de un accidente cerebrovascular, una lesión en la médula espinal o la presencia de un tumor que afecte a la cadena simpática, como los tumores de Pancoast del vértice pulmonar. 

Hemorragia

La pérdida de sangre en el puente troncoencefálico del cerebro puede causar pupilas puntiformes. 

Sustancias químicas

El contacto frecuente con sustancias fertilizantes o herbicidas puede causar miosis pupilar. 

miosis definicion

Síntomas de la miosis

Los síntomas de la miosis o pupilas puntiformes dependen de su causa.

En el ámbito oftalmológico, el síntoma principal es la imposibilidad de la pupila para dilatarse con la entrada de luz y, por lo tanto, problemas para ver correctamente en zonas oscuras o con poca luz. 

Cómo se hace el diagnóstico

Para diagnosticar la miosis se debe acudir al oftalmólogo.

El oftalmólogo realizará una exploración de las pupilas en ambiente oscuro para determinar cómo reaccionan las mismas.

El diagnóstico es muy sencillo, basta con exponer los ojos a la luz (por ejemplo con una linterna) y a la oscuridad para comprobar si las pupilas se dilatan o se contraen (reflejo fotomotor).

Lo realmente importante del diagnóstico de las pupilas puntiformes es detectar cuál es su causa. 

Tratamiento de una pupila puntiforme

El tratamiento de la miosis pupilar consiste en atender la causa que ha originado este síntoma.

En caso de infección por consumo excesivo de drogas, resulta importante contrarrestar la sobredosis a través de un lavado estomacal y tomar otras medidas para evitar que el paciente sufra un ataque cardíaco o un paro respiratorio. 

Reducir la presión sanguínea es vital en caso de que la miosis sea causada por una hemorragia cerebral. 

Desde el punto de vista puramente oftalmológico, en los casos de miosis grave, podemos realizar tratamientos específicos para abrir la pupila. Se puede aplicar láser térmico o incluso se puede realizar una cirugía para aumentar su diámetro, intervenciones que se conocen como Pupiloplastia.

Las pupilas puntiformes son una señal de alarma que indica que algo en el organismo no funciona bien. Ante la presencia de este síntoma es recomendable asistir inmediatamente al oftalmólogo.

En Área Oftalmológica Avanzada contamos con el mejor equipo de profesionales en oftalmología. Contáctanos si necesitas saber más sobre la miosis o deseas realizarte una exploración ocular.

The following two tabs change content below.
Dr. Carlos Verges Roger, PhD. Médico Oftalmólogo y Director medico
Médico oftalmólogo cirujano especialista en superficie ocular, trasplante de córnea, cirugía refractiva, cirugía de la catarata y ojo seco y ejerce su actividad como Director Médico en Área Oftalmológica Avanzada. Entre su formación destaca su estancia en la Harvard University y su Tesis Doctoral sobre los mecanismos de secreción lagrimal, que serán básicos para entender la patología del Síndrome de Ojo Seco y que le suponen el Premio Nacional de Investigación (1983). Sigue su formación realizando un Fellow en Córnea en el Departamento de Oftalmología de la Harvard Medical School, Massachusetts Eye and Ear Infirmary (1985) y en Patología Ocular en el Moorfield Eye Hospital de Londres y el Hôpital de Dieu de Paris (1986). A lo largo de su carrera ha recibido prestigiosos premios como el Premio Nacional INQUIFARMA. En 1991 gana las oposiciones de Profesos Titular de Cátedra y pasa a desempeñar la Jefatura de Servicio del Departamento de Oftalmología en el Hospital del Mar.
Resumen
Miosis o Pupilas Puntiformes: Qué son, causas y tratamiento
Nombre del artículo
Miosis o Pupilas Puntiformes: Qué son, causas y tratamiento
Descripción
¿Qué es la miosis o pupilas puntiformes? En Área Oftalmológica Avanzada te contamos sus causas, síntomas y tratamiento a seguir.
Autor
Nombre del editor
Área Oftalmológica Avanzada
Logotipo del editor
/* Estilos para menú plegable móvil Divi *//* JS para menú plegable móvil Divi */