Orzuelo interno

Los párpados de los ojos tienen alrededor de 30 o 40 glándulas de meibomio que producen una secreción sebácea que forma parte de la lágrima. Cuando alguna de estas glándulas se infecta se produce lo que conocemos como orzuelo, una condición que suele afectar a un solo ojo, muy dolorosa y que normalmente mejora en pocos días.

Cuando el orzuelo queda por detrás de la piel del párpado (no lo vemos) podemos afirmar que estamos ante un orzuelo interno, mientras si somos capaces de ver el orzuelo a simple vista podemos decir que estamos ante un orzuelo externo.

Orzuelo interno

Los párpados de los ojos tienen alrededor de 30 o 40 glándulas de meibomio que producen una secreción sebácea que forma parte de la lágrima. Cuando alguna de estas glándulas se infecta se produce lo que conocemos como orzuelo, una condición que suele afectar a un solo ojo, muy dolorosa y que normalmente mejora en pocos días.

Cuando el orzuelo queda por detrás de la piel del párpado (no lo vemos) podemos afirmar que estamos ante un orzuelo interno, mientras si somos capaces de ver el orzuelo a simple vista podemos decir que estamos ante un orzuelo externo.

¿Qué es un orzuelo interno?

El orzuelo interno es una protuberancia que se forma en el borde del párpado debido a la infección bacteriana de una glándula de meibomio. Éste es bastante molesto, ya que causa dolor al mover el párpado y la piel se encuentra inflamada y tirante.

El orzuelo es externo cuando se observa a simple vista y es interno cuando la protuberancia se forma debajo de la piel. Este último es mucho más delicado que el externo y tiene que ser tratado por un oftalmólogo. Las personas que sufren de acné, diabetes o enfermedades autoinmunes tienden a ser más propensos a sufrir orzuelos. También es muy común el orzuelo en niños ya que tienden a no preocuparse tanto por la higiene de las manos.

Una vez que la infección se supera, el orzuelo interno desaparece por completo. De no ser así, es probable que el oftalmólogo realice una pequeña incisión en la protuberancia para drenar el líquido que rellena al orzuelo. Los orzuelos son contagiosos y se cree que una persona puede sufrir esta afección hasta dos veces en toda su vida.

Causas del orzuelo interno

Los orzuelos se forman debido a la proliferación de bacterias que se encuentran en la nariz y la piel y que reciben el nombre de estafilococos. La falta de higiene es sin duda una de las razones más comunes por las que estos patógenos se acumulan en el párpado y consiguen infectar una de las glándulas.

Cuando los estafilococos se mezclan con la grasa que producen las glándulas de meibomio se produce una especie de pus amarillento, esta sustancia es la que contiene el orzuelo por dentro y la responsable de ese punto amarillo o blanquecino que tiene la protuberancia en el centro.

orzuelo interno

Síntomas del orzuelo interno

El orzuelo interno no es una condición de alto riesgo ni causa mucha sintomatología, sin embargo, son muy molestos y dolorosos debido a la sensibilidad de la zona donde se forman.

Los síntomas del orzuelo interno son:

  • Formación de una protuberancia de color rojo con un punto amarillo en el centro, generalmente en el borde del párpado o debajo de la piel.
  • Inflamación del párpado afectado.
  • Hinchazón y dolor.
  • Lagrimeo excesivo.
  • Legañas alrededor de los párpados.
  • Piel caliente en la zona donde se ha formado la lesión.

Cómo curar un orzuelo interno

En la mayoría de ocasiones, para curar un orzuelo interno tenemos que aplicar compresas calientes para ayudar a disminuir la inflamación hasta que el orzuelo desaparezca por completo. Es importante no tocarse los ojos, no intentar extirpar la protuberancia y evitar el uso de lentillas el tiempo que tarde la afección en sanar.

No obstante, si al cabo de un par de días el orzuelo no ha desaparecido, es preciso asistir al oftalmólogo para que examine la protuberancia. Dependiendo del caso del paciente, puede que el especialista médico recete medicamentos antibióticos oculares para ayudar a diseminar la infección o decida extirpar la lesión mediante una sencilla intervención quirúrgica.

Remedios caseros

Antes de conocer los remedios caseros para curar un orzuelo interno es importante resaltar que podemos evitar la formación de esta infección manteniendo una correcta higiene, por ello te recomendamos que tengas en cuenta los siguientes consejos para evitar los orzuelos internos: 

  • No tocarse los ojos ni frotarlos con las manos sucias.
  • Desinfectar correctamente las lentillas y gafas antes y después de usarlas.
  • Lavarse las manos antes de tocar las lentillas y las gafas.
  • Evitar el uso excesivo de maquillaje en los párpados.
  • Limpiar bien el maquillaje todos los días hasta corroborar que no han quedado residuos de máscara de pestaña o delineador en los párpados.
  • No aplicar cremas antiarrugas ni serums en los párpados.
  • No utilizar ningún cosmético vencido.
Resumen
Orzuelo interno: qué es, causas y tratamiento
Nombre del artículo
Orzuelo interno: qué es, causas y tratamiento
Descripción
El orzuelo interno es una infección que se puede sufrir en uno de los dos ojos y que suele ser muy molesta. En Área oftalmológica te ayudamos a saber más.
Autor
Nombre del editor
Área Oftalmológica Avanzada
Logotipo del editor
/* Estilos para menú plegable móvil Divi *//* JS para menú plegable móvil Divi */