Seleccionar página

Una de las causas más frecuentes de ojo seco es la que se asocia con la menopausia. El descenso de las hormonas sexuales produce alteraciones en el epitelio de la superficie ocular, en las glándulas lagrimales y las glándulas de meibomio, provocando la molesta sensación de “arenilla”, de sequedad en los ojos.

Cuando hablamos de menopausia hay que considerar un periodo de tiempo que va desde los 3-5 años anteriores a la retirada de la menstruación, hasta los 10 años posteriores, es lo que denominamos perimenopausia o climaterio. Siempre se produce una reducción de las hormonas sexuales, básicamente estrógenos y progesterona y lo que sabemos actualmente es que estás hormonas actúan en múltiples zonas del organismo, incluido los ojos.

El cuadro de ojo seco que se produce asociado con la menopausia, tiene unas características especiales, se trata de un proceso ocular que suele ir acompañado de otros trastornos generales propios de la menopausia. Quizás lo que más destaca en nuestros pacientes es la ansiedad que ocasiona el proceso ocular.

Suele tratarse de un paciente que refiere fuertes molestias oculares que no le dejan realizar su vida normal, tiene muchas dificultades para concentrarse, para mantener la vista en un texto, ordenador o simplemente ver la televisión. Unas molestias que aparecen al abrir los ojos por la mañana y que ya marca el devenir de lo que será el resto del día, unas molestias que impiden realizar las tareas normales, generando una sensación de impotencia que puede acabar redundando en un cuadro depresivo.

El ojo seco asociado a la menopausia es muy invalidante y puede generar fuerte ansiedad

Es importante recordar que la menopausia suele acompañarse de un cierto grado de depresión. No sabemos si es consecuencia de los cambios hormonales o simplemente de un proceso exógenos fruto de los cambios físicos que lo acompañan pero el hecho es que en estos casos, cuando se instaura un cierto grado de depresión, suele acompañarse de más molestias subjetivas y entre ellas suele aparecer el ojo seco, con una vivencia muy invalidante para quien lo sufre, especialmente si el entorno no ayuda.

En estos casos es fundamental afrontar el problema de forma conjunta entre el oftalmólogo y el endocrino o el ginecólogo. Es básico establecer una estrategia para tratar el problema en toda su extensión. La experiencia nos ha enseñado que tratar solo las molestias oculares no acabará de solucionar el problema.

A nivel ocular se suele utilizar lágrimas artificiales y gel o cremas  que lubrifiquen pero, en la mayoría de casos no solucionan el problema ya que se hace un abuso de ellos y terminan por desencadenar un cuadro tóxico que agrava todavía más las molestias. Son un buen complemento pero hay que enfocar el tratamiento de otra manera.

Además de las lágrimas artificiales son necesarios los colirios de plasma sanguíneo y el sondaje de las glándulas de Meibomio

El tratamiento ocular debe ir encaminado a mejorar las zonas sensibles a los cambios hormonales, básicamente reforzar el epitelio de la superficie ocular, mediante colirios preparados a partir del plasma sanguíneo (suero autólogo), puntualmente, antinflamatorios para mejorar la glándula lagrimal y sondaje de las glándulas de meibomio, unas glándulas de los parpados que se encargan de secretar los lípidos, la grasa, que necesita la lágrima para lubrificar la superficie ocular y evitar la rápida evaporación de la lágrima. En la menopausia se produce la atrofia de las glándulas de meibomio, un proceso que se inicia con la obstrucción del conducto de salida, así el contenido no puede liberarse, se acumula en su interior y contribuye a la atrofia de la glándula, por ello es importante realizar la reapertura del orificio de salida y el sondaje de la glándula para limpiar su contenido y ayudar a que vuelva a funcionar.

Junto al tratamiento oftalmológico estaría las medidas sistémicas, básicamente dirigidas a regular los síntomas asociados a los cambios hormonales. Es cierto que en la mayoría de casos no se realiza terapia hormonal de sustitución, incluso a nivel ocular se comprobó que producía un agravamiento de los síntomas, el efecto contrario al que se pretendía.

Es necesario la colaboración de ginecólogos y endocrinos para un tratamiento ocular y sistémico

Actualmente se realiza tratamiento selectivo de los síntomas y de los posibles efectos secundarios, como alteraciones cardiovasculares y osteoporosis. El ejercicio físico, una buena alimentación y el cuidado de la piel, suele ser la base para que las molestias se reduzcan en grado significativo.

Mención aparte merece el tema de la depresión asociada a la menopausia. La experiencia nos muestra que los pacientes que la sufren son muy reacios a admitirla y todavía más a realizar cualquier tipo de tratamiento. Es necesario afrontarla con especial cuidado pero estableciendo una pauta que ayude a mejorarla, de lo contrario los síntomas generales se incrementan, al igual que los oculares, pudiendo llegar a situaciones totalmente invalidantes.

El ojo seco en la menopausia se agrava cuando hay un cierto grado de depresión

En nuestro centro recomendamos una acción conjunta con ginecólogos y muy especialmente con endocrinos, que valoren la situación hormonal de los pacientes, las posibles disfunciones del eje hipotálamo-hipofisario-ovárico y los niveles de neurotransmisores, para establecer un tratamiento que los equilibre. En estos casos la experiencia ha sido muy buena, consiguiendo que los pacientes mejoren no solo las molestias oculares sino todo el cuadro general que acompaña al climaterio, un periodo de tiempo que puede extenderse hasta 10 años después del momento de la menopausia.

OJO SECO MENOPAUSIA

Resumen
Oftalmólogo
Opiniones de los usuarios
5 based on 1 votes
Tipo de servicio
Oftalmólogo
Nombre del proveedor
Área Oftalmológica Avanzada,
Dalmases 42,Barcelona,Barcelona-08017,
Telephone No.93 551 33 00
Area
Oftalmología
Descripción
Ojo seco y la menopausia, el descenso de las hormonas produce alteraciones en la superficie ocular, glándulas lagrimales y las glándulas de meibomio.
Respuestas
Visitas
Pregunta
1
respuesta
59
vistas
Preguntó hace 1 mes por Blefaritixa
Actualizado hace 1 mes por Anónimo
Categoría: Ojo seco
¿Cómo podemos ayudarle?