Seleccionar página

Uno de los mayores avances en oftalmología, las lentes intraoculares, se descubrió durante la II Guerra Mundial. La explosión de los aviones provocaba que fragmentos de la cabina se internasen en los ojos, pero Harold Ridley se percató que los ojos no rechazaban el plástico. El resultado fue la creación de la primera lente intraocular.

La cirugía de catarata se ha convertido en una intervención frecuente, aunque esto no significa que deje de ser una operación delicada. El avance y evolución en el campo de la oftalmología ha hecho que convirtamos en rutinario uno de los mayores logros del progreso de la humanidad.

El cristalino es la lente natural del interior del ojo que nos permite enfocar. Con el paso del tiempo, pasa de ser transparente a opaco, por lo que no deja pasar la luz, y es cuando se le denomina “catarata”. Según la teoría de Hipócrates, se creía que debido a la caída de un “humor” (líquido) del cerebro hacia los ojos, a modo de “cascada”, se formaban las cataratas. Es por ello que las llamamos igual que los saltos de agua de los ríos; comparten la misma etimología.

Situémonos. Millones de personas en el mundo son ciegas por causa de las cataratas. Lo relevante es que se trata de una ceguera reversible, gracias a la cirugía, pero en muchos países pobres todavía no existe esta posibilidad.

Retrocedamos en el tiempo. La primera técnica quirúrgica descrita se conoce como abatimiento, y consistía en luxar la catarata hacia el fondo del ojo. El éxito de esta cirugía radicaba en que se practicaba una microincisión, algo muy cercano a las operaciones que se efectúan hoy en día. Esto supone que, sin la necesidad de poner suturas, la herida quirúrgica llega a cerrase sola. Súsruta, un cirujano indio que vivió en el siglo V a.C., fue uno de los grandes maestros de esta técnica.

A mitades del siglo XVI, el médico suizo Félix Platter vuelve a revolucionar el tratamiento de las cataratas al identificar el cristalino “únicamente” como componente óptico del ojo, en su tratado De corporis humana structura. De esta forma, se vio que el cristalino no está propiamente implicado en la percepción visual, sino que sólo sirve para optimizarla. Este punto resultó crucial, puesto que se vio que el hecho de extirpar el cristalino no implicaría ceguera; a diferencia de si se extirpa otros componentes del ojo como la retina o el nervio óptico.

El descubrimiento de Platter dio paso para que, a mediados del siglo XVIII, Jacques Daviel, oftalmólogo francés, introdujera en la cirugía de catarata un nuevo proceso: extraer el cristalino del ojo. Sin embargo, debido a que la herida quirúrgica realizada a tal efecto era de mayor tamaño que en la microincisión, eran frecuentes las infecciones porque todavía no existían los antibióticos, y esta técnica conocida como extracapsular se vio rechazada desde un inicio.

En 1917, Ignacio Barraquer ideó la extracción de la catarata a través de una ventosa con capacidad de succión. Esta innovación situó a Barcelona dentro del mapa oftalmológico internacional. Con el transcurso de los años, nuestra ciudad se ha convertido en lugar de referencia de muchos otros grandes oftalmólogos.

historia-de-las-cataratas

Esquema ilustrativo de la cirugía de catarata de 1743

Durante la II Guerra Mundial, un oftalmólogo inglés llamado Harold Ridley observó que en los pilotos aéreos que habían sufrido explosión de la cabina de plástico de su avión y a los que desgraciadamente les habían penetrado fragmentos dentro de sus ojos, sorprendentemente, no presentaban una reacción de rechazo al plástico. Esto le inspiró para idear las primeras lentes intraoculares. Tuvo que sufrir duras críticas de famosos oftalmólogos por la “locura” de querer introducir un cuerpo extraño dentro de los ojos.

Aunque la verdadera revolución llegó a mediados del siglo XX de la mano de Charles Kelmann. Personaje público debido a salir por televisión como showman, su aportación fue uno de esos inventos que sólo América podía dar a la humanidad. La razón es muy sencilla, su idea fue acompañada de una inversión de millones de dólares para desarrollarla.

Kelman estaba obsesionado por recuperar la microincisión con el cristalino fuera del ojo, unir la técnica del abatimiento con la del extracapsular. Dicen que estando en el dentista para una limpieza de sarro preguntó a su colega qué tipo de instrumento era el que se estaba utilizando y obtuvo una inquietante respuesta: “utiliza energía de ultrasonido”. Entonces pensó: “Si yo pudiera entrar en el ojo por una pequeña incisión, deshacer la catarata con ultrasonido y aspirarla…”. Es la técnica vigente en la actualidad, conocida como “faco-emulsificación”.

Valga señalar que no es sino una historia llena de fracasos en sus inicios, con el inevitable rechazo del “establishment” de la época. Desde su aparición en 1967, gracias a la persistencia de este visionario, otras aportaciones “anónimas”, y la mejora tecnológica, logró consolidarse definitivamente en los años noventa, mostrándose ya sin duda alguna como una técnica claramente superior y beneficiosa para el ojo. Un auténtico cambio en términos de seguridad y rapidez quirúrgica.

Hoy en día, la gran mayoría de casos se operan en pocos minutos y sin necesidad de cerrar la herida con puntos. El aspecto del ojo al día después de la operación hace pensar en un sigiloso ladrón entrado dentro del ojo del paciente, reemplazando la catarata por una lente intraocular, sin dejar rastro, sin huellas.

Área Oftalmológica Avanzada significa valor añadido para la cirugía de cataratas. Ofrecemos un tratamiento personalizado escogiendo el tipo de lente intraocular según las necesidades particulares. Además, consideramos indispensable una buena planificación de la intervención, valorando la posibilidad de corregir el astigmatismo aprovechando la cirugía de cataratas o escogiendo el tipo de anestesia según las características de cada uno.  Es nuestra misión encontrar el tratamiento óptimo para cada caso. La amplia experiencia del Dr. Vergés en el campo de la cirugía de las cataratas con la técnica microincisional y la innovación del uso de la técnica bimanual para dicha intervención, es una garantía para afrontar los casos más complejos o resolver cualquier tipo de complicación.

 

Cómo es actualmente la: Cirugía de las cataratas
Saber más sobre médico mutua cataratas: Dr. Carlos Vergés
Resumen
Operación cataratas
Opiniones de los usuarios
5 based on 1 votes
Tipo de servicio
Operación cataratas
Nombre del proveedor
Área Oftalmológica Avanzada,
Dalmases 42,Barcelona,Barcelona-08017,
Telephone No.93 551 33 00
Area
Oftalmología
Descripción
Uno de los mayores avances en oftalmología, las lentes intraoculares, se descubrió durante la II Guerra Mundial. Entra para saber más curiosidades.

Te puede interesar