Regenerar la retina o sustituirla por un chip es uno de los temas más apasionantes de la investigación oftalmológica actual. Las experiencias anteriores iban en la línea de las células madre pero, la realidad es que  han aparecido múltiples dificultades que frenan su avance, por ello se están buscando alternativas, como los implantes prostéticos, desde chips en el cerebro a los más recientes implantes intraretinianos, como en la Figura  1.

curar ceguera

Figura 1. Aspecto de dos tipos de implantes retinianos que se están investigando en el momento actual.

En este artículo pretendo dar una visión general del estado actual de esta línea de investigación, quizás no tan conocida como la línea biológica con células madre,  pero que puede ofrecer soluciones interesantes en un plazo de tiempo más corto a enfermedades como, las degeneraciones maculares o la retinosis pigmentaria.

El implante retiniano es una microplaca que detecta la luz, la convierte en estímulo eléctrico y lo proyecta hacia las células retinianas, actuando como si fuera la capa de fotoreceptores.  Recordemos que los fotoreceptores son los conos y bastones, encargados de convertir el estímulo luminoso en eléctrico e iniciar la secuencia de pasos que acabara con la llegada de la señal al cerebro, dando lugar a la visión. Muchas de las enfermedades retinianas que son causa de ceguera, se deben a una alteración que afecta específicamente a los fotoreceptores, dejando el resto de las capas retinianas y la vía óptica indemne. En estos casos, el implante retiniano sustituye a la capa de fotoreceptores dañada, generando el estímulo eléctrico que inicia la secuencia de la visión.

La novedad de este sistema es que no se requiere que el implante este unido a las neuronas de la retina, el fluido extracelular conduce la señal eléctrica, induce un cambio de potencial en la membrana celular de las otras capas retinianas.

En el momento actual ya están en marcha varios estudios clínicos en humanos, lo cual indica lo avanzado del proyecto. Se han superado aspectos que planteaban serios problemas en su inicio, como el de la colocación de los implantes, delante de la retina, en la coroides, en el nervio óptico o intra-retiniano. El tema era importante porque la dificultad para implantarlos cambia según la localización. Los mejores resultados se obtuvieron cuando se implanto en la retina, que como era de esperar, supone mayores dificultades quirúrgicas, ya que hay que hacer una retinotomía  y la disección de un “bolsillo” a nivel macular para alojar el implante, sin embargo las maniobras quirúrgicas se han ido perfeccionando y ya no suponen un obstáculo insalvable.

Otro tema importante era el de la tolerancia de los materiales del implante. Seis son los modelos que se están utilizando en los programas de investigación y por el momento parece que todos son bien tolerados.

Los implantes se pueden dividir en dos categorías, pasivos y activos. La diferencia reside en que los activos pueden ser manipulados desde fuera, mediante un programa informático, mientras que los pasivos solo se activan cuando llega el estímulo luminoso.

Uno de los problemas más acuciantes es que la mayoría de estos implantes necesita una fuente externa de energía, con un cable que debe llegar hasta la zona donde se localiza, lo que supone tener que perforar las paredes del globo, con el riesgo de sangrado de la capa vascular, la coroides, y el de no actuar como una puerta de entrada a las infecciones. Actualmente se ha conseguido reducir estas fuentes de energía hasta el punto que permite fijarlas en la esclerótica, la pared externa del ojo, debajo de uno de los músculos rectos, pasando el cable a través de la pars plana, la zona de menos riesgo para una posible hemorragia. Con este sistema se pueden implantar hasta 60 electrodos por la superficie retiniana, ampliando así el campo visual que se genera (Second Sight Argus II TM ).

El Optobionics es otro de los implantes más prometedores, consiste en una placa de 3 mm de diámetro con 3.500 electrodos y desde su aparición en el 2006 no ha parado de perfeccionarse.

Quizás la experiencia más novedosa es la que combina la señal que emite una microcamara externa hacia una placa situada delante de la retina y esta a su vez, emitiendo hacia otra placa situada en el espacio intraretiniano, delante de los fotoreceptores, generadora de la señal eléctrica que se trasmite por el fluido extracelular al resto de las neuronas retinianas, tal como se aprecia en la Figura 2. Con este sistema se consigue mejorar la calidad de la imagen y que ésta no se vea afectada por los movimientos de la cabeza. Recientemente una empresa alemana ha publicado resultados similares sin necesidad de utilizar microcámaras (IMI Intelligent Medical Implants GmbH, Bonn, Germany).

implante ojos ceguera

Figura 2. Sistema que combina la señal que genera una video cámara y se emite a una placa situada delante de la retina y esta a su vez a otra placa en el espacio retiniano que actúa como la capa de fotoreceptores, iniciando la señal visual.

Los sujetos a los que se le implanto estos sistemas consiguieron ver puntos luminosos, con buena localización de la fuente de luz en el espacio así como los bordes de figuras y un 70 % de los  pacientes llegaron a identificar correctamente las letras del abecedario situadas a 30 cm (Figura 3).

implante en la retina

Figura 3. Ejemplos de visión pixelada como la que se consigue con los implantes retinianos

De estos estudios podemos concluir que aunque todavía queda mucho camino para conseguir un sistema que sustituya satisfactoriamente a la retina, se está aprovechando los avances en la tecnología de microchips y nanochips, lo cual hace pensar que un sistema artificial que pueda generar señales que den lugar a la sensación visual, tal como la conocemos, no queda tan lejano y eso si que son buenas noticias.

Ir a Trasplante de Retina


Teléfono: 935 51 33 00
Dirección: Carrer de Dalmases, 42, 08017 Barcelona
Email: info@areaoftalmologica.com


¿TE LLAMAMOS?

Indique su teléfono y le llamaremos

Acepto las condiciones de uso y política de privacidad


Haga clic para pedir cita por WhatsApp

whatsapp

 

Resumen
IMPLANTES DE RETINA, UN PASO IMPORTANTE  PARA  VENCER A LA CEGUERA
Tipo de servicio
IMPLANTES DE RETINA, UN PASO IMPORTANTE PARA VENCER A LA CEGUERA
Nombre del proveedor
Área Oftalmológica Avanzada,
Dalmases 42,Barcelona,Barcelona-08017,
Telephone No.93 551 33 00
Area
Oftalmólogo
Descripción
En este artículo pretendo dar una visión general del estado actual de esta línea de investigación, quizás no tan conocida como la línea biológica con células madre,  pero que puede ofrecer soluciones interesantes en un plazo de tiempo más corto a enfermedades como, las degeneraciones maculares o la retinosis pigmentaria.
Contenido de autoría. Propiedad de Área Oftalmológica Avanzada

Te puede interesar

Respuestas
Visitas
Pregunta
1
respuesta
113
vistas
Preguntó hace 1 año por Anónimo
Actualizado hace 1 año por Anónimo
Categoría: Retina