Seleccionar página

Catarata Ocular

¿QUÉ ES LA CATARATA OCULAR?

Se llama catarata ocular a la pérdida de transparencia del cristalino.  El cristalino es una lente natural que se encuentra inmediatamente detrás de la pupila.

En una persona joven y sana, el cristalino es transparente y elástico.  Su transparencia permite que los rayos de luz pasen a través de él, formándose las imágenes en la retina.  La elasticidad, convierte al cristalino en una lente multifocal, capaz de enfocar según la distancia de los objetos que miramos, de manera similar al funcionamiento del objetivo de una cámara fotográfica.

Con los años el cristalino pierde elasticidad y aparece la presbicia o “vista cansada” que se corrige con gafas de cerca.  La pérdida de transparencia del cristalino (catarata), no permite el paso nítido de la luz a la retina y se pierde visión de forma progresiva.  No puede corregirse con gafas y los colirios que supuestamente frenan la evolución, no han demostrado ser efectivos.

El único tratamiento de las cataratas es la cirugía, extraer el cristalino opaco y sustituirlo por una lente artificial (Lente intraocular).

Catarata

SÍNTOMAS DE LA CATARATA OCULAR

Cuando la catarata se está formando aparece visión borrosa y en ocasiones visión doble. Algunas cataratas provocan una situación paradójica, se ve mejor en días nublados que en días soleados, o bien dejan de necesitar sus gafas de cerca.  En la mayoría de casos, se hace difícil conducir de noche y con frecuencia necesitan cambios repetidos en la graduación de sus gafas.

Al ir avanzando, la visión va disminuyendo y puede llegar hasta la ceguera si no se trata en el  momento adecuado, incluso puede llegar a afectar al ojo contralateral si se produce la rotura de la catarata con liberación de su contenido intrasacular. En estos casos aparece un cuadro muy grave conocido como “Oftalmía simpática”.

Aspecto tras la capsulotomía con láser YAG

¿CUÁNDO DEBO OPERARME DE CATARATAS OCULARES?

Cuando la disminución de visión interfiere en las actividades habituales del paciente es el momento de operarlas. La otra situación que se indicará la cirugía es cuando el oftalmólogo aprecia un incremento de la presión intraocular u otras complicaciones relacionadas con el avance de la catarata, en estos casos, aunque el paciente tenga un cierto grado de visión que le permita realizar su actividad habitual, se aconseja plantear la extracción de la catarata. Antiguamente las cataratas no se operaban hasta que el paciente estaba prácticamente ciego.

Actualmente esta actitud no sólo no tiene sentido, sino que puede conllevar riesgos; la intervención de una catarata muy evolucionada es, en general, más complicada, incrementándose los riesgos de la cirugía.

En algunas ocasiones, recomendamos la cirugía del cristalino con un objetivo fundamentalmente refractivo:  en pacientes présbitas y miopes o hipermétropes altos, la cirugía del cristalino con implante de lente intraocular, no sólo les permite mejorar su visión, sino que al mismo tiempo, les permite prescindir de sus gafas o lentes de contacto.

RIESGOS EN LA OPERACIÓN DE CATARATAS

Todas las cirugías tienen algún riesgo, especialmente cuando son intraoculares. Actualmente los resultados de la cirugía de catarata son excelentes y la recuperación visual suele ser rápida y satisfactoria en la gran mayoría de casos, sin embargo es importante saber que no se puede garantizar al 100 por 100 el éxito, únicamente podemos tomar el máximo de las medidas preventivas para que la probabilidad de riesgo  sea muy baja, y si se produce una complicación, se pueda resolver sin mayores consecuencias.

CÓMO SE REALIZA UNA OPERACIÓN DE CATARATAS

La técnica  actual es la llamada facoemulsificación de la catarata, utilizando energía ultrasónica para fragmentarla.

Las técnicas de fragmentación ultrasónica permiten extraer la catarata por una pequeña incisión de 2 o 3 mm, aunque en nuestro Centro hemos logrado reducir el tamaño a 1 mm con lo cual disminuye de forma significativa el traumatismo quirúrgico  (video). Se introduce una cánula que destruirá el contenido de la catarata, aspirándolo posteriormente, así queda el saco capsular transparente, vacío y preparado para, colocar en su interior una lente intraocular que sustituye a la lente natural. Actualmente disponemos de lentes intraoculares con materiales flexibles, que permiten introducirlas a través de la pequeña incisión realizada al inicio de la cirugía. La lente se despliega en el interior del saco cristaliniano sustituyendo a la lente natural. Existen diversos tipos de lentes, desde las monofocales, como el cristal de las gafas para ver de lejos y lentes multifocales, para ver de lejos y de cerca. En los últimos años han aparecido un nuevo tipo de lentes que intentar emular el mecanismo fisiológico del cristalino, son las “Lentes Pseudo-acomodativas”, que ofrecen una mejor calidad óptica.

La operación propiamente dicha dura unos diez minutos y, en general se realiza con anestesia tópica (gotas anestésicas) y una sedación para que el paciente este relajado. En la mayoría de los casos no es necesario ocluir el ojo al finalizar la intervención y el paciente puede ver con el ojo operado al salir del quirófano.

La recuperación visual, es en cualquier caso muy rápida, pudiendo obtener una visión útil desde las primeras horas de la intervención.  Sin embargo, durante los días siguientes a la cirugía, la capacidad visual mejorará paulatinamente hasta llegar al máximo, habitualmente 2 ó 3 semanas después de la operación.

POSOPERATORIO DE CATARATAS

Puede hacer vida casi normal, aunque al principio su visión no sea perfecta. Durante los primeros días, debe evitar ejercicios físicos que supongan movimientos bruscos o violentos de la cabeza.  Es muy importante no frotarse los ojos.

Puede dormir en la posición que más le guste, evitando los primeros días dormir boca abajo.

Especialmente durante las primeras semanas, es recomendable utilizar gafas de sol para salir a la calle, no sólo servirán para proteger el ojo, también para evitar el deslumbramiento que aparece normalmente tras la intervención.

TRATAMIENTO POSTOPERATORIO DE UNA OPERACIÓN DE CATARATAS

• Lavar cuidadosamente las manos antes de poner cualquier colirio o pomada en el ojo
• Si coinciden dos clases de colirio o pomada al mismo tiempo, es suficiente esperará 3 minutos entre ambas aplicaciones y ponerse las pomadas o ungüentos al final
• Algunos colirios deben conservarse en nevera (estará indicado en las instrucciones del  producto).

CÓMO INSTILARSE UN COLIRIO
Incline la cabeza hacia atrás, baje el párpado inferior e instile UNA GOTA, sin tocar el ojo.

gotas en el ojo

CÓMO APLICARSE UNA POMADA
Incline la cabeza hacia atrás, baje el párpado inferior y deposite muy poca pomada  “como un grano de arroz”.  La primera porción debe desecharse cada vez que se abre el tubo.

pomada en el ojo

Teléfono: +34 93 551 33 00
Dirección: C/Dalmases 42 08017 Barcelona
Email:
info@areaoftalmológica.com

 ¿TE LLAMAMOS?

Indique su teléfono y le llamaremos


O pida cita por WhatsApp – 640550238

Cirugía de la Catarata

Resumen
Catarata Ocular
Nombre del artículo
Catarata Ocular
Descripción
Se llama catarata ocular a la pérdida de transparencia del cristalino. El cristalino es una lente natural que se encuentra inmediatamente detrás de la pupila. En una persona joven y sana, el cristalino es transparente y elástico. Su transparencia permite que los rayos de luz pasen a través de él, formándose las imágenes en la retina. La elasticidad, convierte al cristalino en una lente multifocal, capaz de enfocar según la distancia de los objetos que miramos, de manera similar al funcionamiento del objetivo de una cámara fotográfica.
Autor
Nombre del editor
Área Oftalmológica Avanzada
Logotipo del editor
¿Cómo podemos ayudarle?